Estamos trabajando en nuestro nuevo sitio.Volveremos muy pronto para seguir rompiendo líneas.

La fase 2.0 está muy cerca. Afrontaremos los grandes eventos que se aproximan de otra forma.

Copyright © The Line Breaker | Published By Gooyaabi Templates | Una web de The Line Breaker Company
Diseñado por José Rafael Camacho.
Con la tecnología de Blogger.

SUSCRÍBETE POR CORREO

Lev Yashin: el hombre detrás del póster

Por Juan Pablo Gatti (@GattiJuan)

La Unión Soviética siempre fue un país con un secretismo prácticamente absoluto, aunque ello no evitó que un hombre fuese reconocido por el mundo entero, quizás más que gente como Nikita Krushev o Yuri Gagarin. Lev Ivánovich Yashin volvió a vivir en la memoria de todos los aficionados del fútbol gracias a que fue elegido para ser la figura sobresaliente del cartel mundialista que acompaña esta gran aventura que será Rusia 2018. Y no podía ser más justo el reconocimiento para el único portero que ha podido quedarse con el Balón de Oro (1963).

Pero, aunque parezca mentira, este gigante ruso (medía 1,90, aunque bajo palos parecía tener una envergadura mayor) estuvo a punto de no ser arquero de fútbol. Nacido en Moscú un 22 de octubre de 1929 -año en el que, irónicamente, el mundo capitalista atravesaba una de sus peores crisis- y pasó su adolescencia trabajando en una fábrica de herramientas para ayudar a su pueblo durante la Segunda Guerra Mundial; era allí donde practicaba deporte y atajaba, siendo el número uno del equipo de la fábrica, pero en el hockey sobre hielo. Si, el mejor portero del siglo XX para la FIFA no estaba tan interesado en tener una carrera como futbolista, aunque si es verdad que se había sentido maravillado con el puesto a los siete años, cuando salió en el cine “El portero de la República” de Lev Kassil, un filme que le mostró que el fútbol podía ser épico y maravilloso.

Para continuar leyendo este artículo, ingresa al primer número de la Revista The Lines.

Compartir:

Publicar un comentario

REVISTA THE LINES